La importancia del grupo sanguíneo en la madre

Sin comentarios 1743 visitas

El grupo sanguíneo no es igual en todas las personas, siendo el componente Rh el más importante de todos, y sobretodo en el embarazo. Uno de los problemas principales es la incompatibilidad, pudiéndose dar el caso de que el padre sea Rh positivo y la madre Rh negativo. Si el feto al final acaba heredando el Rh positivo del padre, pueden haber problemas en el parto ya que la sangre de la madre detectará Rh incompatible y puede producir anticuerpos contra éstos.

Ahora el problema radica en un segundo embarazo. Una madre con anticuerpos contra Rh positivo y un nuevo feto con el mismo Rh del padre. En esta ocasión, se produce lo que llamamos anemía fetal grave o anemía hemolítica perinatal (no hay que confundir con la anemía en el embarazo que cursa debido a un aumento del consumo de hierro de la madre), donde los anticuerpos de la madre embarazada atacan directamente al feto.

¿Esto se puede evitar? Si, si la madre es Rh positivo, por supuesto no habrá problema. En caso contrario y se de está situación esto no se puede evitar pero en la actualidad es un tema solucionado. Puede prevenirse administrando a la madre Rh negativa una vacuna contra sus propios anticuerpos (los anticuerpos que reconocen la sangre Rh positiva del feto).

Hace unas décadas, esta era una causa frecuente de abortos y pérdidas de embarazo.



Deja tu comentario "La importancia del grupo sanguíneo en la madre"